martes, 29 de junio de 2010

Descubriendo la adolescencia

¡Qué temblor nos entra cada vez que Judit "sugiere" = "da por hecho" algo!
No hace mucho que hemos descubierto que estamos sumergidos en plena adolescencia.
Quiero salir, me aburro, no me entendéis, ya lo sabía, siempre lo mismo, si ya soy mayor,…. Son frases que están constantemente en boca de Judit. Y después de ellas le sigue el refugiarse en su cuarto y a ser posible, la puerta cerrada hasta que nos percatamos y se la abrimos de nuevo.
Hace unos meses, la llamamos "niña" y nos dejó atónitos al recibir la respuesta de "no soy una niña, soy una preadolescente" A partir de ahí pudimos comprobar que era cierto y que para colmo, no había hecho más que empezar.
Pero…¿cómo se conjuga esta etapa inevitable, inmadura de por sí, que va con la edad biológica y la sobre inmadurez que lleva Judit? No tenemos ni idea!!!
Resulta estresante y preocupante.
Debemos de estar con ella, acompañarla; y por otro lado, empezar a darle alas para que empiece a forjarse y a tomar decisiones. Es realmente difícil y cada día se complica más.
Nos consuela que estamos los dos en esto al cien por cien y que por ahí hemos pasado todos y todas. Y que nuestras dudas y temores no son diferentes a los de cualquier padre o madre de este mundo. Sólo hay que transmitirle a Judit que lo que hagamos, digamos o decidamos es porque la amamos hasta el infinito y porque deseamos que sea una persona feliz. Esperamos conseguirlo.

3 comentarios:

  1. Lo cuanto se consigue ni siempre se puede ver (o medir), muchas vezes ocurre sin que nos demos cuenta. Mas estoy seguro de que el lugar que ustedes dos ocupan al lado de ella, es el justo, la medida correcta, esto se nota por la manera que ustedes nos cuentan, nos transmiten sus vivencias. Los felicito!!!!Ricardo

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por sus palabras. A veces resulta muy difícil saber si lo que hacemos es lo correcto por mucho amor que pongamos en ello. Es alentador y renovador encontrar a personas que nos apoyan en esto.
    Muchísimas gracias por los ánimos que nos dan.

    Mamá

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias por su testimonio. Es delicioso. Y nos ayuda a personas que vivimos situaciones parecidas

    ResponderEliminar